Niñez migrante no acompañada: IMUMI

¿Cuáles son las características de la crisis humanitaria de la niñez migrante en la región?

Niñez migrante no acompañada en la región Norte y Centroamérica: Honduras, El Salvador, Guatemala, México y Estados Unidos

El Instituto para las Mujeres en la Migración, AC, IMUMI, publicó su documento Niñez migrantre no acompañada en la región Norte y Centroamérica.

Miles de niñas, niños y adolescentes (NNA) de Centroamérica y México están huyendo de sus países, debido a que su integridad y seguridad están en riesgo y requieren protección internacional, así como la implementación de protección integral y acorde a las necesidades específicas de los diferentes grupos de edad, sexo, etnia y nacionalidad. La violencia generalizada, la pobreza y la falta de protección gubernamental que padecen les obligan a migrar, situación que ha incrementado en los últimos cuatro años.

El presidente de Estados Unidos (EU) ha declarado una crisis humanitaria debido al preocupante aumento de la llegada de miles de NNA de Centroamérica y México. De octubre de 2013 hasta junio de 2014, más de 51,000 menores de edad han sido detenidos por la Patrulla Fronteriza, de los cuales, 12,146 eran de nacionalidad mexicana . La respuesta del gobierno estadounidense ha sido incrementar los espacios destinados a su detención, disminuyendo su capacidad para identificar potenciales necesidades de protección especial.

Las estadísticas oficiales mexicanas muestran que en el primer trimestre de 2014 devolvieron a casi 1,600 niñas y niños centroamericanos no acompañados, y recibieron 3,724 niñas y niños mexicanos no acompañados repatriados por EU. Se estima que de continuar este comportamiento, al finalizar el año el número de niñez migrante no acompañada o separada ascendería a 6,400 que serían devueltos a Centroamérica, es decir, un incremento mayor al 50 por ciento comparada con el año 2012, que en total fue de 4,009 .

La respuesta gubernamental, especialmente de México y EU, ha sido la detención y activación de un proceso expedito para su devolución o repatriación, omitiendo su obligación de velar por el interés superior de la niñez e identificar y brindar la protección internacional que las y los niños necesitan.

Consulta el documento del IMUMI.

TwitterFacebookEmail
loading